¿Qué es el certificado SSL y por qué lo necesitas?

04
Mar
SSL

Si alguna vez te has preguntado qué significa el candado que aparece en la barra del buscador cuando accedes a una página web o porqué la propia barra aparece verde, te presentamos el certificado SSL.

Contenido del post:

¿Qué es el certificado SSL?

Un certificado o capa de conexión segura o SSL (Secure Sockets Layer) por sus siglas en inglés es un título estandarizado digital que autentifica la identidad de un sitio web y cifra la información que se transfiere entre un navegador y un servidor, o en su caso un servidor y otro servidor, posibilitando así un flujo seguro de los datos. 

El cifrado es el proceso de mezclar por medio de un algoritmo datos en un formato indescifrable que solo puede volver al formato legible con la clave de descifrado adecuada. Dicho de manera más sencilla, la capa SSL da privacidad a nuestras “conversaciones” y posibilita una conexión segura a internet.

No es de extrañar, debido a ello, su extendido uso por empresas e individuos para reducir al máximo el hurto o manipulación de datos privados por parte de piratas informáticos o suplantadores de identidad.

Por si te suena el concepto pero no el nombre, has de saber que si nos ponemos estrictos, la denominación más actualizada es protocolo TLS (Transport Layer Security), que es una versión modernizada. Es el nombre que se refleja en este tipo de certificados en la realidad, pero se sigue usando SSL de forma cotidiana.

En definitiva, si simplificamos mucho, las funciones del certificado SSL se aglomeran en dos vertientes: por un lado sirve como identificador del sitio web para que los visitantes sepan que entran a un lugar verificado, y por otra parte es útil para cifrar la información que se transmite entre ambas partes.

Tipos de certificados SSL

Como era de esperar, existen diferentes variaciones en función de varios elementos.

Por ejemplo, si atendemos a la cantidad de dominios y subdominios que queremos verificar, nos encontraremos con certificaciones únicas (aseguran un dominio o subdominio), certificaciones comodín (cubren un dominio y subdominios ilimitados, como el aclamado certificado Wildcard) y multi-dominio (engloba varios dominios).

También se puede atender al grado de validación que se exija, lo que también condicionará el tiempo de entrega y el precio, que aumentarán positivamente a la par que el grado de validación. 

Entonces una validación de dominios en sí, será la menos costosa y se podrá obtener en cuestión de horas o incluso de manera inmediata si nos basta con un certificado simple como Let’s Encrypt; pero si además queremos que la validación englobe a nuestra empresa y elementos como el propietario o la dirección fiscal, entonces el plazo de entrega podrá durar horas o incluso días. Para los más exigentes, habrá validaciones extendidas, que conllevan una investigación más en profundidad de la entidad y su actividad, y que puede requerir de varias semanas.

Si estás muy interesado, Redalia ofrece un comparador de certificaciones en el que puedes contrastar muchos certificados diferentes en función de elementos como el tiempo que requieren, el nivel de garantía, el precio, o si incluyen el color verde en la barra del buscador.

¿Necesita mi empresa un certificado SSL? 

Sin duda. No importa el tipo de organización que haya detrás de la página web, cualquier empresa que exija, trate, genere, ordene o trabaje con información personal o confidencial debería asegurarse de que su página web disponga de dicha certificación.

Muchos podrían pensar que las ventajas internas son básicamente las relacionadas con la seguridad de tus datos, como:

  • Mayor privacidad en cuanto a credenciales, datos bancarios, datos personales, patentes, documentos privados, listas de clientes, condiciones médicas, etc.
  • Legitimación tu empresa y tu página web
  • Más protección frente a programas maliciosos.

Pero es que además, tener un certificado SSL también mejora el SEO o posicionamiento de tu página web.

De cara al cliente, la mayor ventaja es la confianza que brindas a tus usuarios, porque sí, el usuario de internet medio está cada día mejor enterado de este tipo de cosas, y no es de extrañar que profesionales de cualquier disciplina digital, además de todos los nativos digitales presten atención a estos asuntos.

¿Pero cómo saben ellos que dispones de dicho certificado?

  1. Candado a la izquierda de la URL
certificado SSL
  1. Prefijo https en lugar de http
certificado SSL
  1. Una barra de dirección verde
certificado SSL
  1. Sello o insignia
certificado SSL

¿Cómo obtener un certificado SSL?

La pregunta «¿qué es un certificado SSL y porqué lo necesitas?» ya ha sido respondida; y ahora que ya sabes lo que es y todas las ventajas que conlleva, ¿cómo puedes conseguir tu código SSL?

Como con todas las certificaciones, es muy importante el quién lo certifica. En este caso, deben ser las CA, acrónimo de Autoridades de Certificación, las que expidan tu certificado. Por tanto, una de las cosas que hay que priorizar, es trabajar con profesionales que aseguren un certificado de una CA autorizada y certificada.

Ahora llega la gran pregunta, ¿cuál es el precio de una certificación SSL?

Esa es una pregunta muy complicada, como hemos visto, hay varios tipos de certificados dependiendo de la cantidad de dominios y subdominios que queramos englobar, y el nivel de validación que se desee. No obstante, hay muchos más factores, como por ejemplo algo que no hemos mencionado hasta ahora: el tipo de dominio. Sin entrar en detalles, los diferentes tipos de dominio, ya sean genéricos (.com, .net, .info) o territoriales (.eu, .es, .com.es) tendrán diferentes precios.

En general los más sencillos, que incluyen tan solo un dominio con una encriptación simple pueden ser gratis, pero se pueden añadir muchos elementos y el precio puede subir hasta límites que no son relevantes para la mayor parte de las organizaciones.

De todas formas, normalmente este tipo de firmas digitales entran dentro de los paquetes que ofrecen las agencias y los diseñadores web, de modo que muy rara vez se pagan individualmente y se puede separar su precio del resto de servicios que pagamos, aunque tengan un valor X en el desglose de la factura.

En Dealers League, todos nuestros proyectos y los diseños web que ofrecemos incluyen un certificado SSL para asegurar la máxima calidad en nuestro trabajo.

Resumen

Un certificado SSL es un indicador de calidad y de seguridad en tu sitio web. Ya sea por las ventajas internas o externas que conlleva, debemos asegurarnos de pedir siempre a los encargados de crear, modificar o gestionar nuestro portal, que se aseguren de incluirlo junto con el registro del dominio. Si no eres un especialista, ellos sabrán qué tipo de certificado se ajusta mejor a tus necesidades y a tu presupuesto y se encargarán por ti.

Si quieres saber más sobre lo que Dealers League te propone a la hora de elegir un diseño web, y todos los servicios extra que ofrecemos puedes comprobarlo visitando nuestra página web.

Related Posts


We use cookies to provide you with the best possible experience. Learn More

Close

You can change your preferences at anytime by going to our Privacy Policy page.